Adamo despliega una red de fibra óptica en zonas rurales de Extremadura

ADAMO DESPLIEGA UNA RED DE FIBRA ÓPTICA EN ZONAS RURALES DE EXTREMADURA E INVIERTE 8 MILLONES DE EUROS EN LA PRIMERA FASE

style="display:

  • El despliegue de la nueva red es parte de la estrategia de Adamo de alinearse con la Agenda Digital Rural del Gobierno de España.
  • Adamo ha presentado hoy su plan de despliegue al Presidente de la Comunidad de la Junta de Extremadura, D. Guillermo Fernández Vara.  
  • Asumirá los 8 millones de euros de inversión en el despliegue de la primera fase con recursos propios.
  • La primera fase alcanzará 42.000 nuevos hogares en el Sur-Oeste de Badajoz. Los primeros pueblos con cobertura de Adamo serán: Sollana de Barros, Villalba de Barros, Higuera la Real y La Albuera. Priorización absoluta en municipios que carecen de fibra óptica.
  • Cuenta con el apoyo de sus partners locales Gestioniza Infraestructuras y Hecanet.
  • A través del sistema de “fiberhoods” de Adamo son los propios vecinos los que determinan dónde despliega su red.

Mérida 4 de abril, 2019.  Adamo, el operador de fibra óptica con mayor crecimiento en España, ha comunicado la puesta en marcha de la primera fase de su red de fibra óptica en zonas rurales de Extremadura, con prioridad absoluta en municipios que carecen de esta tecnología.  Esta noticia se publica en un momento de especial interés en España por los problemas de falta de infraestructura o despoblación en zonas rurales en general en el país. La estrategia de Adamo de desplegar su red en zonas rurales donde prácticamente no hay acceso a internet de velocidad se encuentra totalmente alineada con la Agenda Digital Rural del Gobierno de España. Esta agenda pretende proporcionar cobertura y servicios de banda ancha a velocidad de 30 Mbps al 90% de los municipios de menos de 5.000 habitantes.

En un encuentro esta mañana en la Junta de Extremadura con su Presidente, Guillermo Fernández Vara, los responsables de Adamo han presentado el proyecto de la primera fase para proveer a la comunidad con fibra óptica.

Recientemente Adamo cerró una financiación bancaria de  100 millones de euros para ampliar el despliegue de su fibra óptica en poblaciones rurales españolas y conectar a más de un millón de  hogares. Extremadura es la primera comunidad en beneficiarse de esta ampliación de despliegue.

La inversión en el proyecto de esta primera fase asciende a 8 millones de euros, Adamo asumirá enteramente esta cifra de inversión. Invertirá esta suma en la llegada a los 42.000 hogares y también en  la construcción de 250 km de nueva infraestructura troncal en la región.

En un plazo de 12  a 15 meses, desplegará la primera fase de la red. Su objetivo es llegar a cubrir 42.000 hogares en esta primera fase sobre todo en la zona del Sur-Oeste de la provincia de Badajoz. 29.000 de estos 42.000 hogares carecen totalmente de cobertura de fibra óptica. Los primeros pueblos donde llegará la red de Adamo son Sollana de Barros, Villalba de Barros, Higuera la Real y La Albuera. La compañía está analizando otras áreas de Extremadura para arrancar una segunda fase. Es parte de la estrategia de Adamo llegar donde no llegan otros operadores, a las zonas rurales o alejadas de la comunidad y así en Extremadura desplegará su red con la finalidad de que muchos usuarios puedan beneficiarse de la fibra óptica de alta velocidad y no solo las personas que vivan en las grandes ciudades.

Adamo cuenta con cobertura propia en Cataluña, Madrid, Valencia, Sevilla, Cantabria, Navarra, Castilla-La-Mancha, Castilla y León, Galicia y en La Rioja y próximamente en Extremadura.  El ritmo de expansión es vertiginoso. Adamo trabaja en cada comunidad con un partner local muy experto en su zona y así consigue trabajar con mucha velocidad. Actualmente, tiene un ritmo de despliegue de 30.000 nuevos hogares mensuales en zonas rurales.

Para el despliegue en Extremadura, Adamo cuenta con el apoyo de sus partners locales Gestioniza Infraestructuras y Hecanet. De su mano este proyecto pretende dotar a la comunidad con las telecomunicaciones y servicios más avanzados del país.

El CEO y fundador de Adamo, el joven emprendedor sueco Fredrik Gillström, describe así el encendido de la red de fibra en Extremadura: “Para mí, hoy es otro gran día en nuestra estrategia y calendario de dotar a la España rural de nuestra fibra óptica de alta velocidad y así ayudar a estrechar  la brecha digital”.

La red de Adamo está abierta también a otros operadores, de forma que ellos  puedan prestar sus servicios a sus clientes finales. Mantiene múltiples acuerdos con operadores locales y a nivel nacional con MásMovil. Su objetivo es hacer crecer su red a nivel nacional a 1.5 millones de hogares en el año 2020.

Dentro de sus planes de despliegue, la compañía ha creado Adamo “Fiberhoods”, una plataforma para que la demanda guíe la construcción de la red y así centrarse en los lugares donde más gente lo necesite. De esta forma Adamo da al consumidor la oportunidad de que solicite que se despliegue fibra óptica en su localidad. Teniendo en cuenta la demanda, pone el foco en aquellas zonas donde más gente lo solicite. Así es la propia gente quien determina dónde se despliega. Un pueblo tan solo necesita un “embajador” y 30 personas interesadas en contratar sus servicios. Las personas registradas en https://fiberhood.adamo.es/ disfrutarán de las condiciones especiales de lanzamiento de la red.

El cliente puede contratar “Fibra FAST” de 1.000 Mb por 34.99 euros/mes o la Fibra esencial de 50Mb por 29.99 euros/mes. También puede contratar el paquete de Fibra FAST +  fijo + móvil por 54.99 euros/mes. Todos los precios incluyen el IVA y la cuota de línea. También puede configurar un paquete de servicios (internet, telefonía fija y móvil) a su medida.  Asimismo Adamo cuenta con servicios corporativos que se adaptan a las necesidades del tamaño de la empresa. Sin duda, la contratación de fibra óptica ayuda al desarrollo empresarial de estas compañías.

La contratación de los servicios de Adamo se puede hacer a través de la página web: www.adamo.es o llamando al 900 828 800.